jueves, 8 de marzo de 2012

Contra el lenguaje feminista

Fotografía de Diego Morales

Hoy se celebra el día internacional de la mujer (antes se llamó día de la mujer trabajadora).
Desde hace una semana han ido calentando motores las asociaciones feministas y, como sigue siendo habitual, el tema principal (y recurrente) es el que ellas denominan “lenguaje sexista”.
¿Por qué cualquier mujer que se proclame “feminista” pasa ipso facto a ser infalible (como el papa) en todos los asuntos sobre los que decida pontificar?
¿Por qué, aprovechando que el Pisuerga ( el insoportable número  de mujeres asesinadas por maridos o exmaridos, exnovios, examantes, etc) pasa por Valladolid, intentan llevar todo el agua a su molino (crear nuevas injusticias)?
¿Por qué las ingentes energías que emplean en hacernos ver como normales engendros horrísonos como “edila, fiscala, concejala, etc, etc, etc” no las emplean en luchar contra la anorexia, la tiranía de los tallajes, las operaciones estéticas superfluas, la prensa rosa, el analfabetismo funcional, la baja estima, etc, etc, etc?
Galileo Galilei fue condenado por decir que era la Tierra la que giraba en torno al sol.
  • El género gramatical de nuestro idioma no es sexista.
  • El empleo innecesario de o/a es antilingüístico.
  • La construcción forzada de femeninos es agramatical (y, por lo menos, ñoña).

12 comentarios:

LA ZARZAMORA dijo...

Tienes toda la razón del mundo.
Y no te la puedo quitar.
Pero aún nos queda tanto por hacer, que necesitamos hombres como tú, para
lograrlo.

Besos, Dyhego.

L.N.J. dijo...

Hola Diego, mientras dejabas el comentario en mi blog; yo, merodeaba por el tuyo sin sabes qué decir. Es que estos temas me emborrachan.

Besitos

L.N.J. dijo...

Perdona, no por ello dejo de leerte y reconocer tu entrada.

Muá.

alma dijo...

El otro día leí en el País un artículo delicioso sobre este asunto y me hizo mucha gracia lo que apuntaba el autor; que nunca se pone interés en que la coletilla y+ el femenino que toque se utilice en casos como los asesinos, los traficantes...osea que nunca se ha pedido que se diga los asesinos y las asesinas, los traficants y las traficantas... Suscribo punto por punto tu entrada, Dyhego. Yo soy bibliotecaria en paro y técnico superior en Prevención de Riesgos Laborales también en paro, pero si ejerciera no me gustaría que me llamaran la técnica, porque eso es otra cosa y no creo que a mis compañeros les gustase ser considerados los prevencionistos, así mismo cuando oigo hablar de los ciudadanos y las ciudadanas me da rabia porque entiendo que ahí justamente es donde se marca una diferencia entre los primeros y las segundas y eso es justamente lo que pretendemos evitar, seguir siendo "las segundas"

Un besico

Dyhego dijo...

Zarzamora:
La igualdad se logra con educación, con tesón y con la justicia.
Saludos.

Dyhego dijo...

Lourdes:
Emborrachan y empachan.
Saludos

Dyhego dijo...

Gracias, Lourdes.
Saludos.

Dyhego dijo...

Almalaire.
Si es que hay que luchar contra el analfabetismo funcional... (o estructural, jejeje).
Saludos blibliotecarios.

Merce dijo...

Hasta la moña de la chorrada esta del lenguaje no sexista... me niego a andar todo el día diciendo: los niños y las niñas, los maestros y las maestras, los chicos y las chicas...

Dyhego dijo...

Merce:
Supogo que me repito, como el ajo, pero es un tema que me irrita sobremanera porque sostienen una teoría insostenible y lo malo es que va colando y colando.
Puf.
Bueno, saludos (tu amigo el Boss ha sacado nuevo álbum ¿lo tienes ya?)

MJ dijo...

Soy mujer y orgullosa de serlo, pero estoy de acuerdo contigo en calificar de ñoñeces las construcciones forzadas de femeninos. No es ahí donde se consigue la verdadera igualdad; esas son engañifas y subterfugios que se inventan algunos para desviarnos del camino real.

Un abrazo.

Dyhego dijo...

MJ:
tú lo has dicho, mientras nos entretenemos en los -os o las -as, dejamos de lado temas más sangrantes contras las mujeres.
Salu2 capicúas.