miércoles, 21 de diciembre de 2011

Una que vale por dos


Esta mañana me he llevados dos pesambres pero la alegría que me ha dado mi INVISIBLE compensa con creces esos sinsabores de la vida.
Sospecho que son varios "invisibles" pero ya lo descubriré.
Ha sido todo un detallazo esta caja que me he encontrado nada más entrar al departamento. ¡Y no digo nada de esa nota tan emotiva! Y dentro tres obsequios la mar de divertidos: unas pantuflas, un chisme que te masajea la cabeza y un artilugio que es como una faja con ese líquido gelatinoso azul que se mete en el frigo para amortiguar moratones. Dicha faja se la calzamos a un bote de birra y se mantiene fresquita mucho tiempo (el tiempo de bebértela, claro, jejeje).
Muchas gracias, Invisible(s) si lees esto.

Fotografías de Diego Morales

24 comentarios:

MJ dijo...

¡Menuda suerte! :-)

Un abrazo.

Dyhego dijo...

MJ:
La verdad es que sí. Me ha alegrado mucho el detalle de mi invisible.
Saludos.

alma dijo...

Ay...que bien me vendría ahora el cacharro ese de la cabeza y un alma caritativa que hiciera el trabajo...

Besicos, Dyhego

Dyhego dijo...

Almalaire:
Es la única pega, que el masaje hay que dárselo uno mismo...
Pero quizá poniéndole una pila...
Saludos relajados.

fus dijo...

Los regalos, regalos son y por eso tenemos que disfrutar de todo aquellos que nos regalen.


Feliz Navidad

fus

Dyhego dijo...

Fus:
Siempre es una alegría que alguien se acuerde de mí. Lo varolo mucho y me siento muy feliz.
Saludos.

maile dijo...

¿Y esos son ya los Reyes para este año? ¿no es un poco pronto? ¿o son los del pasado un tanto retrasados?... diga usted que si don Diego... ¿que mas da?... al menos vendran con libro de instrucciones, no?
Feliz Navidad mi señor Diego, para usted y los suyos.

Liliana G. dijo...

¿Ya recibiendo regalos por adelantado? ¡Qué suerte!
La faja para el hielo está genial, pediré una :)

¡¡FELIZ NAVIDAD, DYHEGO, PARA VOS Y TU FAMILIA!! DE TODO CORAZÓN.

Besazos.

Dyhego dijo...

Maile:
Siempre es una alegría recibir un obsequio, de un amigo, visible o invisible.
Saludos visibles.

Dyhego dijo...

Liliana:
Agradezo tus cariños y tus deseos de felicidad. ¡A ver si se cumplen también para vos y los tuyos!
Cariños navideños.

La Zarzamora dijo...

A mí me llega el amigo invisible mañana...
Pasaba a desearte unas Felices Fiestas.
Con mis mejores deseos.
Un abrazo, Dyhego.

Merce dijo...

Yo ahora mismo estoy envuelta en la manta de mi amiga invisible... ¡suave, suave!

Francés?

stella dijo...

Estpendo que el amigo invisible te haya dejado una cajita como regalo, y aunque el masaje tenga que dartelo tu siempre será relajante
Me ha gustado esta entrada
Feliz entrada de año
Un abrazo
Stella

L.N.J. dijo...

Bonito mensaje Diego, disfrútalo.

Merce dijo...

Feliz Año, Dyhego!!!

Te dejo aquí el comentario ya que en los otros no puedo!!! :-))

Rosna dijo...

Un obsequio invisible solo visble a los ojos del corazón le dejo . Que tenga Usted y su familia un año 2012 con todos sus días auspiciosos mi querido amigo .

L.N.J. dijo...

¿Dónde estás?, espero que estés bien Diego.

Dyhego dijo...

Zarzamora:
Espero que tu invisible haya acertado en tus gustos.
Saludos visibles.

Dyhego dijo...

Merce:
tu amigo invisible a acertado con la manta porque si hubiese sido un mantón (de Manila)... No te voy yo vestida de folclórica con lo heavy que eres...
Saludos mantosos.

Dyhego dijo...

Stella:
¡Y no sólo eso, sino que más adelante me ha dejado otro regalazo: un libro!
Saludos estelares.

Dyhego dijo...

Lourdes:
Es práctico. Las zapatillas son cómodas y el masaje creneal... ni te cuento.
Saludos zapatilleros.

Dyhego dijo...

Rosna:
un regalo siempre es algo muy importante para mí porque demuestra que alguien se acuerda de mí y eso alegra mucho.
Saludos alegres, Yuriko chan

Dyhego dijo...

Lourdes:
Motivos familiares, laborales y sanitarios me impiden/obligan a dejar de lado el blog.
Saludos y gracias por echarme de menos.

Dyhego dijo...

Merce:
Gracias por tus felicitaciones.
Dejé cerrada la puerta de los comentarios porque no sabía cuándo iba a poder responderos como merecéis, con todo mi cariño y atención.
Saludos burgaleses.