domingo, 20 de febrero de 2011

Retratos fugaces

"Homme étonné et souriant"
Galleria degli Piccoli Horrori.
Dyhego Dydakos
Colección permanente.
Dibujo restaurado tras una agresión bárbara.
(No está a la venta)


Ante el éxito abrumador de mi primer dibujo, me aventuré a presentarles a mis alumnos mi segunda aportación al arte globalizado y la crítica fue unánime e interrogativa:
- Diego ¿aprobabas Educación Pástica y Visual?
- ¿Podemos borrar ya la pizarra?
- ¿Cuánto tiempo te lleva hacer cada retrato?
- ¿Eso le gusta a tu familia?

¡Menos mal que los artistas sabemos que el tiempo nos dará la razón! ¡Recuerden ustedes a Van Gogh!

4 comentarios:

Bicefalepena dijo...

Recuerdo lo de su oreja...

En fin, arte en esencia.

Un abrazo

Torcuato dijo...

Mucho mejor que algunas de las maravillas de Asco, digo, ARCO.
Abrazos, Dyhego.

Dyhego dijo...

BICEFA:
¿Te refieres al cura que se comió las truchas...?
Como dijo aquél: mi arte no es de este mundo...
Salu2.

Dyhego dijo...

TORCUATO:
¡Anda y anda: no me seas pelota!
Salu2