jueves, 4 de junio de 2015

...ogid ol et séver lA... para que me entiendas

Fotografía de Diego Morales
Lublin - Polonia

Dice el profesor

  1. Quiero el examen escrito con  bolígrafo azul o negro (y varios alumnos utilizarán lápiz o bolígrafos rojos, verdes, lilas, rosas...).
  2. El examen consiste en entender las preguntas y contestarlas. Está todo clarísimo. No quiero preguntas. (Antes de acabar de decirlo, varias voces solicitan ¿qué hay que hacer?).
  3. Leed quinientas veces el enunciado antes de empezar a escribir, que hay tiempo de sobra. (Antes de preguntar qué hay que hacer, ya hay alumnos pidiendo "típex" al compañero).
  4. "Noms" son los apellidos y "prénom" el nombre de pila. (La mayoría, por supuesto, se equivoca de casilla).
  5. El examen es un documento oficial, así que no quiero ni Paquitas ni Lolitas ni Pepitos ni Pericos. Escribid el nombre completo y los dos apellidos. (Por supuesto leeré Fran, Mayka, etcétera).
  6. El examen es facilísimo. Los ejercicios son los mismos que ya hemos hecho en clase así que todo el mundo me tiene que sacar o un 10 ó un 12, por lo menos. (Varias voces preguntarán: ¿cuándo es la recuperación?).
  7. El que termine el examen, que lo relea cien veces para comprobar si se ha equivocado en algo. No quiero que nadie se levante a dármelo, que ya lo recogeré yo. (Todos los alumnos se levantarán a entregármelo).
  8. Un alumno preguntará el significado de alguna palabra. El profesor lo explicará en voz alta y clara para toda la clase. (Absolutamente todos los alumnos preguntarán por el significado de esa palabra. Todos).
  9. El profesor ha tecleado mal alguna palabra del examen. Alguien se da cuenta y el profesor la corrige en la pizarra. (Todos y cada uno de los alumnos lo repetirán: maestro, te has equivocado en esa palabra).
  10. Al día siguiente todos y cada uno de los alumnos preguntará:¿Has corregido el examen? Sí. Maestro, ¿has corregido el examen? Sí. Diego, ¿has corregido el examen? Sí. Y así, cien veces.

12 comentarios:

Liliana G. dijo...

Jajajajajaaaaaaa Menudo decálogo de una realidad cotidiana, en España, en Argentina y en todos lados. Conste que me río de tu texto, no de la vergüenza que da que nuestros chicos y jóvenes no presten atención, porque es eso, Diego, están en la luna, no escuchan.
Aquí se ha hecho un relevamiento sobre comprensión de textos (materia que se cursa en todos las escuelas) y sin embargo, los chicos egresan sin entender un pepino de lo que están leyendo. Es alarmante.

Siempre realista y ocurrente, Diego.

Abrazos atlánticos.

Dyhego dijo...

Liliana:
Si se prohibiera leer, seguro que la gente crearía clubes secretos de lectura, jajajaja.
Salu2 y cariños atlanticomediterráneos.

tecla dijo...

Pero a pesar de todo eso son extraordinarios y entrañables.
La enseñanza es la profesión más bonita de todas.

Dyhego dijo...

Tecla:
¡Ay! Algunas veces sale un harto y descorazonado y aburrido y desesperado...
Salu2 al pie del cañón.

Tracy dijo...

Genial esa recopilación , la has descrito tal cual.

Dyhego dijo...

Tracy:
¡Y no exagero, que conste en acta!
Salu2 escolares.

L. N.J. dijo...

Diego, eres un encanto. Dices tantas cosas con esta entrada que hasta los bolígrafos cambian de color por ti. Y no digas que no, que no me lo creo.

Dyhego dijo...

Lourdes:
Muchas gracias, de nuevo.
Son observaciones y experiencias.
Ahí andamos, a veces con ilusiones a veces un poco quemado.
Salu2 examina2.

LA ZARZAMORA dijo...

Je, je...
Si es que no están en lo que están.
Parece de risa, pero no, eh?

Bizz concentrées, murcianico.

Dyhego dijo...

Zarzamora:
Real como la vida misma, jajaja. No falla, siempre hay alguien que me escribe el examen con lápiz, que se equivoca en el "nom", que utiliza más el típex que el boli...
Salu2 pacientes.

K dijo...

Jajaja qué bueno. Paciencia.
Es cierto que pasen las generaciones que pasen la mayor parte de las cosas que comentas se repiten siempre.

Dyhego dijo...

K:
Es un continuo repetir...
Salu2 repeti2.