jueves, 13 de noviembre de 2014

Por un oído me entra y por otro me sale

Fotografía de Diego Morales
Segovia - España
Hay gentes tan cansinas y repetitivas, tan insulsas y predecibles, y tan vacuas, que todo lo que nos dicen nos entra por un oído y nos sale por el otro.


16 comentarios:

tecla dijo...

La imagen lo expresa divinamente, Dyhego.
Qué bonita. Y qué rica el agua.
Espero.

tecla dijo...

¿Cómo cuantos siglos llevará ahí esa fuente?
Adoro a esta piedra que igual es milenaria.

tecla dijo...

Lamento la tilde del como.

Dyhego dijo...

Tecla:
Y, además, fresquita.
Salu2 acuíferos.

Dyhego dijo...

Tecla:
Realmente no tengo ni idea. Estaba en un parque y me resultó graciosa.
Salu2 fuenteros.

Dyhego dijo...

Tecla:
No te preocupes, que todos tenemos algún despiste al teclear.
Salu2 con teclas.

Tracy dijo...

¡Pues sí!

Juan Carlos Téllez Gracia dijo...

Los político, por ejemplo, son un buen ejemplo de ello; y además parece que también hacen lo mismo, que por uno les entra y por otro les sale.

SALUD, Dyhego

LA ZARZAMORA dijo...

Trop. Il y en a de trop, malheureusement...
Pour cela les Boules Quies sont imbattables!!!

Bizz sourdes oreilles, murcianico.

Dyhego dijo...

Es lo mejor, Tracy.
Salu2 oí2.

Dyhego dijo...

Clochard:
En cambio, el dinero les entra por un bolsillo... y no vuelve a salir.
Salu2 escucha2.

Dyhego dijo...

Madreselva:
Je vais en acheter tout de suite chez le phramacien.
Salu2 écoutés.

Hostal mi loli dijo...

Completamente de acuerdo, y esa foto es preciosa y relajante. Salu2.

tecla dijo...

Una fuente entrañable que te conocía de toda la vida.

Dyhego dijo...

Loli:
¡Y sobre todo en verano! ¡Una delicia meter los pies!
Salu2 fuenteros.

Dyhego dijo...

Tecla:
¡Como si estuviera esperándome! ¡Qué bueno! Gracias.
Salu2 fontanares.