lunes, 13 de junio de 2011

¿Quién me mandará a mí...?

Ya saben ustedes que me traigo una relación de amor-odio con las dietas. Esta mañana se me ocurre empezar de nuevo mi régimen:
Un vaso de leche con una cucharada de cacao Hacendado en mi casa.
Un cortado al llegar al trabajo.
Medio bocata de jamón y un zumo de naranja a media mañana.
Un platico de patatas fritas, dos salchichas de ésas de plástico y una tajadica de sandía pa comer.
Otra tajadica más pequeña aún pa merendar.
Y cenaré un platico de hervido hecho puré, que si es entero me da asco.
Se me ocurre ir a la farmacia a ver qué tal ando de arrobas y...
¡Madre mía qué disgusto, qué pesambrón, qué coraje, qué rabia, qué desazón, qué trauma...!
Mañana reduciré a la mitad mi dieta, aunque me dé un telele.

18 comentarios:

La Zarzamora dijo...

Ánimo, Diego, yo también ando de dieta... te comprendo.
Asco pena da esto de no poder comer a su aire uno.
Pero paciencia que los hombres según dicen pierden peso rápido y antes que las mujeres.
Un abrazo.

Dyhego dijo...

ZARZAMORA:
No sé yo, no sé yo...
Maldita cintura y maldita barriga cervecera...
Salu2 anoréxicos.

Alma dijo...

Bueno...tienes margen, yo he llegado ya al punto yogur desnatado para cenar :D

Besicos, Dyhego, y paciencia

Liliana G. dijo...

A decir verdad, yo no me privo de nada. No te diré que tengo cuerpo de modelo (¡qué risa!), pero todavía no voy rodando. Estoy convencida de que es más saludable ser una gordita feliz que una flaca amargada (esto va también en masculino, claro).

Además, esas balanzas de las farmacias deben estar preparadas para asustar a la gente.

Besos gordos y felices.

MJ dijo...

Dyhego, tú no te amargues por esos kilos de más. Si puedes eliminarlos sin demasiado esfuerzo... ¡Perfecto!
Pero no te obsesiones, tío.

Besicos.

Menalcas dijo...

tampoco es tanto, yo te aconsejaría mucho caminar y nadar, sobre todo ahora en verano que se suda un monton. a partir de mediados de julio estaré por isla plana, mazarrón, podemos ir juntos un par de horas a la mañana caminado y despues cerveza y baño, no hay mejor dieta.

Dyhego dijo...

ALMA:
Si paciencia tengo, lo que no tengo es constancia, jejeje.
Salu2.

Torcuato dijo...

Ánimo, Dyhego, pero lo que más engorda es el ansia.
:-)
Un abrazo.

Dyhego dijo...

LILIANA:
Seguro que tenés razón y las básculas están trucadas. Pensaré que el peso de la farmacia pone, digamos, cinco kilitos más...
Si comemos, malo; si no comemos, peor...
Cariños.

Dyhego dijo...

MJ:
Más que obsesión, es rabia de verme así, cuando de jovencito era delgadísimo...
Salu2.

Dyhego dijo...

MENALCAS:
Buen plan de choque. Lo malo es que vuelve uno con unas hambres terribles...
Salu2.

Dyhego dijo...

TORCUATO:
Y la cervecita, y las tapitas, y los helados, y el vermú, y las patatas fritas, y el jamón, y los frutos secos, y las olivas, y la ensaladilla rusa...
¡Ay, señor!
Salu2.

Merce dijo...

Ay, la cerveza y el verano!!! Todo lo bueno, engorda o es pecado... :-)

Dyhego dijo...

MERCE:
¡Podía ser al revés...!
Salu2.

Andri Alba dijo...

Ánimo con esa dieta. Échale ganas, pues, manito!!!

Bueno, escuché tu partitura...debajo un botón ton ton, que encontró Martín tin tin, había un ratón ton ton, ay qué chiquitín tin tin.

Una ternura como esa, la amo.

Y bueno, el Aleluya, me sirvió para adorar y abrir mi parte sentimental, sensible por demás. Un abrazo fuerte, muy fuerte querido amigo.

A echarle ganas a esa dieta, venga, que sí podemos.

Dyhego dijo...

ANDRI:
Premio por haber acertado la melodía...
La dieta... por el momento bien. A ver si no me desanimo, como me suele ocurrir...
Gracias y salu2.

Marisa dijo...

Querido Dhyego, vos haciendo operación bikini????? o tanga??? o slipe???
no hombre noooooooooooooooooooo

Y no se le ocurra pesarse, que le da el día.lo se x experiencia. Cuanto menos como, igual me quedo.

Arriba la operación cachalote!!!!!

SaluditosPesaditos

Dyhego dijo...

eMe:
Por eso hoy no pienso pasar por la puerta de la farmacia.
Salu2