jueves, 26 de agosto de 2010

Mi caaaaszzzzzsaaaaaaaaaa

Fotografía de Diego Morales


El año pasado por estas fechas noté que la casa estaba viva. Se me pusieron los vellos del cogote tiesos como púas de erizo cuando, de noche, atravesaba el pasillo y notaba que una losa se estremecía a mi paso. Con los días, noté que la superficie de baldosas se ondulaba y cambiaba de posición como las arenas del desierto. Ya no cabía duda ninguna. Mi casa estaba encantada pero yo no estaba encantado de tener visitas alienígenas o paranormales o espirituales, vaya que no. Pasaron las semanas y el pasillo se parecía más a un bancal que a una mansión hecha y derecha porque las losetas se levantaron como si fueran caballones de patatas. Si por poco nos matamos al atravesar el pasillo de noche para ir de una habitación a otra. Los amigos de mis hijos decían que qué guapada de casa, con una pequeña montaña dentro y todo. Quitamos las losetas que parecían pequeñas pirámides y pa disimular y no rompernos los cuernos colocamos una alfombra mu grande mu grande que tapaba todo el desaguisado. A esas alturas de la película, ya me di cuenta que ni polstergueis ni fantasmas. Los que sí parecíamos zombis éramos nosotros al pisar la alfombra y notar el crujido del cemento descascarillado y las losetas medio rotas. ¡Qué horror y espanto!
Pues nada, un año después, hoy tenemos a los albañiles en la casa. ¡Qué alegría!
Visité cientos de tiendas de terrazos por ver si encontraba el mismo dibujo de gres pero nada de nada, así que de perdidos al río: unas plaquetas totalmente distintas pa que se vea mejor el contraste, jajajajaja.
Gracias a que estoy encerrado mientras los señores albañiles trabajan, me ha dado tiempo a ponerme al día con el blog.
Como se levanten más losetas, lo que hago es un jardín interior, con arriates pa plantar tomates y lechugas...

14 comentarios:

El Naranjito dijo...

Despide a los albañiles y planta un huerto. Te dará fresquito, te dará tomates, pepinos, pimientos, ajos, etc. De la huerta al salón o el salón en la huerta. Tu mismo, amigo, tu mismo.

Olga Bernad dijo...

NO hay mal que por bien no venga, hijo mío... con lo que te van a tardar en acabar la obra (con dudoso resultado, no es por desanimar) vas a poder escribir una novela.
Voto por el huerto.
Un beso.

Liliana G. dijo...

Qué espanto cuando se levanta el piso, o cruje, o se rompe...
Pero luego de la tormenta siempre sale el sol, o lo que es lo mismo, entran los albañiles :)

Lo de la huerta es buena idea, pero ya veo a la familia pisando los tomates o abriéndose paso entre los calabacines...

Besos, Dyhego.

Dyhego dijo...

NARANJITO:
Pues lo están haciendo bastante rápido. Y no descarto la idea del huertosalón...
Salu2.

Dyhego dijo...

OLGA:
Lo de "dudoso resultado" ya nos lo temíamos porque el cambio de losa da un cantazo que pa qué, pero es que me dan los sudores de la muerte si tengo que cambiar el suelo de toda la casa...
Porque mi moza no está aquí, pero ya te contaré cuando vea el resultado si no volvemos a poner la alfonbra tapatodo...
Salu2 y ya te leeré con detenimiento, como te mereces.
Salu2.

Dyhego dijo...

LILIANA:
Auqnue el contraste no quede muy glamuroso, eso de poder pasar por el pasillo sin que te dé la sensación de pasar por una ciudad bombardeada...
Salu2.

L.N.J. dijo...

Se te echaba de menos Diego, quizás las reformas y el verano y otras cosas y...; pero se te echaba de menos.
Nunca quiero morir " pero dicen que todos lo hacemos ", además hoy es mi cumpleaños ( 42 ), y no hay más alegría que pasar por esta vida que se nos ha dado.
Siempre digo : Vivir-vivir, que de morir siempre hay tiempo.

Un besito grande.

Dyhego dijo...

LOURDES:
¡Felicidades!
Y se agradece lo que dices. Poca gente me echa de menos, jajajaja, más bien me echa de más, jajajaja.
Lo dicho, que lo pases bien con tu gente.
¡Y que cummmmmmplas muuuuuchos másssssss!

Paco dijo...

ufff!! vaya regreso has tenido Dyhego.
tomates,ajos,huerto,albañiles.....la ostia.Yo tu no me desacia de la alfombra..jajajajaj
UN SALUDO

maile dijo...

Pues bienvenido de vuelta a casa, mi señor Diego. Yo tambien le echaba de menos... esto andaba un poco triste sin usted y he tenido que sustituirle por una magdalena como compañia del cafe mañanero.
Me alegra vele de nuevo, aunque sea con "obras" incluidas.

Besos para todos.

Dyhego dijo...

PACO:
La tengo guardada, por si acaso.
Salu2.

Dyhego dijo...

MAILE:
Gracias por tus palabras, reconfortan y refrescan esta tarde horrosa.
salu2.

L.N.J. dijo...

Gracias Diego, muchas gracias.

Besitos.

Dyhego dijo...

LOURDES:
Gracias a tí, que tienes la santa paciencia de visitarme.
Salu2.